Cerveza de depósito

Una instalación de cerveza de depósito

El sistema de cerveza de FIB es un concepto total. En el establecimiento de hostelería se coloca una instalación de cerveza de depósito o de cerveza de bodega, compuesta de al menos dos depósitos de cerveza, un sistema de refrigeración, un compresor y conductos hasta el grifo. Los depósitos de cerveza están equipados con “inliners” específicos para el cliente. La cervecería transporta la cerveza refrigerada en diferentes tipos de vehículos especiales -que también son construidos por FIB- hasta la instalación de cerveza de bodega. Los inliners son llenados de cerveza fresca refrigerada. El sistema ya está listo para servir una deliciosa cerveza refrigerada.

 

Los depósitos

La serie estándar se compone de depósitos con un volumen de 250, 500 o 1000 litros en varios diámetros.  Los depósitos se suministran en una versión de una sola pared para su colocación en una cámara de refrigeración, o en una versión aislada. Entre las posibilidades se incluye también una versión de acero inoxidable o de radiación de cobre, una versión sometida a envejecimiento artificial o de color negro mate. Recientemente la serie se amplió con depósitos aislados verticales con un volumen de 500 litros.

 

 

¿Depósitos aislados o una cámara de refrigeración?

La cerveza es un producto artesanal, que contiene exclusivamente ingredientes naturales. No hay diferencia entre la cerveza fresca de la cervecería y la cerveza del depósito. Lo anterior vale tanto para depósitos de una sola pared colocados en una cámara de refrigeración, como para depósitos aislados que forman parte del interior. Especialmente para esta última categoría, FIB ha desarrollado distribuidores especiales de refrigerado por agua para garantizar la calidad de, en particular, la cadena de refrigeración.  FIB Industries ha instalado en las pasadas décadas miles de estas instalaciones, tanto dentro como fuera de los Países Bajos.

 

El liner en el depósito  

Gracias al diseño inteligente, toda la cerveza en la instalación conserva la temperatura deseada. Una ventaja importante del sistema es que en lugar de gas carbónico, se usa aire para el transporte desde el depósito de cerveza al grifo. Esto supone un ahorro de costes y evita que se produzcan situaciones peligrosas. Cuando se vuelven a llenar los depósitos, se pueden cambiar fácilmente los inliners usados.

Cerveza de depósito
Cerveza de depósito
Cerveza de depósito